El verdadero problema de las Startups, la Próxima Burbuja

Más de un visionario dijo por ahí… ‘El problema con la ola de las Startups en Internet no es que muchas personas estén empezando empresas; es que muchas personas no están persistiendo en ellas’. ¿Pero sigue siendo válido este argumento?

… la ola de las Startups es divertida e increíblemente gratificante, pero ¿para quién?

He sido inspirado por la perspectiva única de Gary Vaynerchuk al darme cuenta del vórtice en el cual estamos inmersos con la internet: empresas que surgen en 60 minutos, contratos iniciados entre profesionales en polos opuestos del planeta, nichos y subnichos de mercado surgiendo a cada segundo.

Además, la ola de las Startups es divertida e increíblemente gratificante, pero ¿para quién? Seamos directos:

  • ¿Somos responsables por la próxima burbuja [crisis]?
  • ¿Por cuánto tiempo seguiremos cultivando nuestro ego?
  • ¿Estamos buscando soluciones para resolver necesidades reales [e importantes]?
… esperamos mejorar lo que ya existe entre nosotros o, si posible, resolver un problema que realmente haga la diferencia?

Como fundador y socio de algunas startups, tuve la oportunidad de conocer a emprendedores con experiencia transdisciplinar. Sorprendentemente, sólo algunos de ellos me han preguntado «¿qué intentamos resolver?». Pero la gran mayoría parten con esta interrogante: «¿Cómo vamos a vender esto?». Uno o dos me aconsejaron a dejar de buscar el próximo Tweet o Post y dar atención a aquello que ya existe entre nosotros o, si posible, resolver un problema que realmente haga la diferencia.

Hermion Way, periodista y empresaria de new media, ha entrevistado a más de 200 startups. En un artículo que escribió en The Next Web, ella dijo que «el problema de Silicon Valley es el mismo»:

Lo he escuchado todo tras el lanzamiento de las mismas tecnologías y sigo preguntándome por qué todos estos jóvenes tan inteligentes y bien educados, muchos de los cuales han sido educados en las mejores universidades del mundo (Stanford, Yale y Harvard), no están poniendo su cerebro a buen uso resolviendo problemas del mundo real … Todo el mundo está haciendo algo increíble e intentando cambiar el mundo, pero en realidad gran parte de la tecnología que se construye aquí no está cambiando el mundo en absoluto, su visión es míope y siempre diseñada pensando en su escalabilidad, grandes salidas y grandes ganancias para ellos mismos.

Para concluir, sería bueno ir más allá de la burbuja de las startups, ir más allá de la emoción de tener una startup y plantearnos estas preguntas:

  • ¿Estoy en busca de soluciones para una necesidad real e importante?
  • ¿Puedo mejorar algo que ya existe?
  • ¿Conozco a gente que necesitará «La-gran-nueva-invención-que-estoy-creando»?

Referencias

Photo Credit: Hubert Burda Media Flickr via Compfight cc

Blog

Nicolas Franz

Especialista en Marketing Digital